Sueños de invierno

Francis Scott Fitzgerald

Algunos de los caddies del campo de golf eran más pobres que las ratas y vivían en casas de una sola habitación con una vaca neurasténica en el patio, pero el padre de Dexter Green era el dueño de la segunda droguería de Black Bear -la mejor era El Cubo, que contaba entre sus clientes a los más ricos de Sherry Island-, y Dexter era caddie sólo por ganar algún dinero para sus gastos... (Fragmento)