Cierto niño, en cierta guerra con tigres labró la tierra

Antoniorrobles (Antonio Joaquín Robles Soler)

Esta es la historia de una isla donde había unos leones y unos tigres terriblemente fieros, y un batallón de niños muy bien uniformados, con fusiles, sables, cornetín y tiendas de campaña.
La isla se llamaba «Isla del 8», porque estaba compuesta como por dos grandes cuerpos de montaña, unidos por una cinturita estrecha; igual que los ochos. De modo que vista desde un aeroplano alto, era como un inmenso «8» tumbado en el mar... (Fragmento)